domingo, 13 de octubre de 2019

ALTOS LAS HORMIGAS: PUREZA FRUTAL

"Que es difícil, te lo juro
ser, como el arroyo, puro
y ser grande, como el río.”
(Concepción Arenal, 1820-1893)

En mi último viaje a Mendoza, tuve la suerte de conocer el nuevo proyecto "Jardín Altamira" de Bodega Altos Las Hormigas. Un viñedo increíble, bastante alejado del resto de las fincas de la zona y cultivado en pequeños lotes siguiendo los diferentes perfiles de suelo, casi como si fuera un jardín doméstico. 
Luego de la recorrida, nos agasajaron con un gran asado donde pudimos probar todas las nuevas cosechas -y un par de novedades próximas a salir- del portfolio de la marca. Si bien todos sus productos son de notable calidad, confieso que me encantaron estos dos vinos. 
Se percibe en ellos una maravillosa pureza frutal; nítida, diáfana y seductora. Son botellas que les recomiendo, pues se beben con mucha facilidad y gran deleite !!

Vista previa de imagen

Vista previa de imagen

jueves, 3 de octubre de 2019

CASSONE MALBEC FORTIFICADO 2009

Image
¡Hacía realmente mucho tiempo que un vino generoso no me emocionaba tanto!
Hay que mencionar que en Argentina esta categoría representa un porcentaje ínfimo de la producción, así que no hay muchos ejemplares para disfrutar -y muy rara vez aparecen novedades-. Por eso, este gran Malbec fortificado creado por Federico Cassone es uno de los "vinos del año" !!
Un vino del que supe su nacimiento allá por 2010, en una de mis primeras visitas a la finca familiar; que luego probé fugazmente hace un par de años; y que hoy -luego de diez pacientes años de crianza en barricas- ve la luz en forma de un puñado de botellas que solamente se venderán personalmente.
Es un tinto dulce pero nada empalagoso. Regala una nariz de ciruelas pasas, flores secas y delicadas pinceladas de vainilla y caramelo. En boca es armónico y sedoso, con dulzor moderado y un final eterno.
No sé cómo, pero consíganse urgente alguna botellita para probar ($800) !!

jueves, 12 de septiembre de 2019

EL MALBEC ARGENTINO SIGUE TRASPASANDO FRONTERAS


La semana pasada degusté este vino de la I.G. Potrerillos, una región vitivinicola "nueva" en el mapa mendocino (si bien el distrito de Potrerillos está ubicado en el depto. Luján de Cuyo, está bastante alejado de las zonas de cultivo tradicionales).
También es interesante mencionar que los viñedos están implantados a 1700 m.s.n.m. (junto al imponente Gran Hotel Potrerillos), siendo así uno de los más altos de la provincia -junto a algunas nuevas plantaciones en el distrito tupungatino de La Carrera- y, hasta donde conozco, sólo superado por el proyecto de Estancia Uspallata (2000 m.s.n.m.).
Yendo al vino en cuestión, es un clásico Malbec del Oasis Central. Mucha fruta roja en nariz, combinada con las notas avainilladas y tostadas de la barrica. En boca exhibe cuerpo medio y paso franco; sabores frutales nítidos, acidez bien balanceada, taninos suaves y agradable persistencia. Se puede tomar ya, o quizás guardar unos meses más en botella, para desarrollar complejidad e integrar mejor el roble.
Bienvenidas las novedades ($760) !!

martes, 3 de septiembre de 2019

Valeria Gamper es la Mejor Sommelier de Argentina - #SOMMARG19


Valeria Gamper se impuso hoy en el Concurso Mejor Sommelier de Argentina 2019, organizado por la Asociación Argentina de Sommeliers (AAS). La Gran Final se realizó en La Usina del Arte ante un auditorio repleto de profesionales del sector del vino y otras bebidas, gastronomía y comunicadores, al tiempo que fue seguida en vivo por otras miles de personas a través del canal YouTube de la AAS.
#SOMMARG19



Buenos Aires, 2 de septiembre de 2019. Valeria Gamper se convirtió hoy en la Mejor Sommelier de Argentina al imponerse en una exigente y emocionante Gran Final del prestigioso evento organizado por la Asociación Argentina de Sommeliers (AAS), que también clasifica de forma automática al concursoASI Mejor Sommelier del Mundo.
Frente a 300 personas que colmaron la Sala de Cámara de la Usina del Arte,  Valeria se impuso por una ajustada diferencia a Stefanie Paiva y Andrea Donadio, las otras dos finalistas que habían clasificado a esta instancia el sábado pasado.
El Concurso Mejor Sommelier de Argentina 2019, que es la octava edición, tuvo 27 participantes, un récord histórico para este certamen que se realiza cada dos años desde el año 2002.
Valeria Gamper, de 35 años, es sommelier egresada de la escuela CAVE,  ésta edición 2019 es su cuarta participación en el concurso nacional. En el certamen pasado clasificò segunda detrás de Martín Bruno, lo que le permitió clasificarse y competir en el Concurso Mejor Sommelier de las Americas Canadá 2018. Actualmente, la sommelier trabaja como docente en la misma escuela donde se formó.
Las tres sommeliers desplegaron todos sus conocimientos y habilidades en materia de bebidas y servicio, en una serie de exigentes pruebas, tales como las de catar a ciegas, reconocer múltiples bebidas, tomar comandas, encontrar errores de carta, realizar pruebas de servicio y reconocer diversas imágenes importantes para su profesión.
De esta forma, la Ciudad de Buenos Aires fue nuevamente anfitriona de una gran jornada para la profesión, considerada la fecha más importante del año para la sommellerie nacional y uno de los eventos más importantes tanto para la industria del vino y otras bebidas como para la gastronomía
Además de la Gran Final, la agenda de la ùltima instancia del Concurso Mejor Sommelier de Argentina incluyó también una charla magistral sobre vinos naturales de la mano de la Master of Wine Pascaline Lepeltier y una feria de vinos con más de 80 bodegas argentinas que acompañan a la AAS durante todo el año
“Estamos muy contentos con la final del Concurso Mejor Sommelier de Argentina. Fue un certamen de excelencia que confirma una vez más el crecimiento del nivel de los profesionales en Argentina. Nos sentimos orgullosos por el avance de la sommellerie nacional y de la pasión con la que todos los participantes llegaron hasta este momento.”, expresó Matías Prezioso, presidente de la AAS.
La competencia final fue evaluada por un prestigioso jurado compuesto por Sebastián Atienza, Martín Bruno, Matías Chiesa, Julián Díaz, Emilio Garip, Marina Gayán, Mario Giordano, Aldo Graziani, Ricardo Grellet, María Mendizabal, Sorrel Moseley-Williams, Pascaline Lepeltier, Matías Prezioso, Rodolfo Reich, Pablo Rivero y Andrés Rosberg.

¿QUIÉNES PODÍAN PARTICIPAR DE #SOMMARG19?
Los participantes tenían como requisito ser sommelier socio de la AAS y contar con la cursada completa de segundo año de la carrera de cualquiera de las escuelas de sommellerie del país. También podían inscribirse quienes contaban con el Nivel 2 aprobado del Court of Master Sommeliers o el Diploma ASI. Y los sommeliers extranjeros debían acreditar dos años de residencia legal en el país, trabajando en gastronomía y/o actividades relacionadas con el vino.

GANADORES DE EDICIONES ANTERIORES:
Flavia Rizzuto (Mejor Sommelier de Argentina 2002).
María Mendizabal (Mejor Sommelier de Argentina 2006).
Agustina de Alba (Mejor Sommelier de Argentina 2008 y 2012).
Paz Levinson (Mejor Sommelier de Argentina 2010 y 2014).
Martín Bruno (Mejor Sommelier de Argentina 2017).


Acerca de la Asociación Argentina de Sommeliers:
Es una asociación civil sin fines de lucro que promueve la cultura del vino y otras bebidas, fundada en 2001 y miembro de la Association de la Sommellerie Internationale (ASI) desde 2002. Sus objetivos son:
●      Instalar a la AAS como entidad comunicadora y como uno de los ejes de influencia más relevantes en vinos y otras bebidas;
●      Posicionar la profesión del sommelier en la industria vitivinícola entendiéndola como un engranaje clave dentro de la misma;
●      Instaurar y reforzar el crecimiento inminente que la profesión ha venido teniendo en los últimos años abriéndose camino en espacios laborales tradicionales, como lo es la gastronomía, y nuevos como el periodismo, la consultoría de marketing, la docencia o los empresarios de ferias, entre otros.
La AAS cuenta además con la colaboración de más de 80 bodegas argentinas y de las máximas entidades de promoción del vino argentino como son el Fondo Vitivinícola, Bodegas de Argentina y Wines of Argentina.

Datos de contacto:
Redes Sociales:


domingo, 25 de agosto de 2019

CHATEAU VIEUX 2013

🎶 ...UNO VUELVE SIEMPRE... A LOS BELLOS SITIOS... DONDE AMÓ LA VIDA... 🎶
Hacía un par de años que no lo probaba -pues estaba guardando para hacer una gran vertical-, pero hoy tome esta nueva añada 2013. Me encontré "el mismo vino de toda la vida": delicado, maduro y muy bebible. Un vino para volver siempre !! 


miércoles, 10 de julio de 2019

SANTA JULIA POR NATURALEZA (Primera parte)

Hace un par de semanas, por gentileza de Bodega Santa Julia, estuvimos dos días en Mendoza para conocer las actividades de producción orgánica, sustentabilidad y responsabilidad social empresaria que llevan adelante. 


El pequeño grupo, que fue liderado por la Sommelier Nancy Johnson -Brand Ambassador de Bodega Santa Julia- incluyó periodistas y blogueros del vino de Buenos Aires, Mar del Plata, Rosario y Córdoba.

Hermoso grupo
Fue un viaje enológico bastante atípico pero no por ello menos interesante, donde ni siquiera entramos a la bodega. Todas las actividades se realizaron en las fincas y con personal técnico de la empresa, que supo transmitir con pasión el compromiso de la bodega para “alcanzar los niveles más altos de calidad, mediante prácticas sustentables que contribuyan al cuidado del medio ambiente y siendo útiles para la comunidad en que vivimos”.

NO NOS DA LO MISMO

Bajo el lema “No nos da lo mismo cualquier tierra, cualquier uva, cualquier vino”, la bodega ha lanzado una nueva página web (https://nonosdalomismo.com/) para informar a los consumidores finales sobre todas las actividades de sustentabilidad que viene desarrollando hace años. Julia Zuccardi (tercera generación de la familia propietaria) se ha puesto al frente de esta nueva estrategia de comunicación.

Julia Zuccardi, al frente de la comunicación sobre Sustentabilidad
(Foto gentileza www.losandes.com.ar)
Quizás pocos lo sepan, pero Bodega Santa Julia es el productor de uvas con mayor cantidad de hectáreas certificadas como orgánicas en el país (más de 300 ha en la actualidad y en crecimiento).  De esto hablaré en esta primera parte de la nota.

Además, es una de las primeras empresas nacionales en obtener la exigente certificación internacional “Fair for Life” (2013); que asegura para los empleados condiciones justas de trabajo, salarios dignos, igualdad de oportunidades, educación y promoción social; así como un respeto absoluto por el medio ambiente. De esto otro hablaremos en la segunda parte de la nota.


Debo reconocer, sin vergüenza de decirlo, que no hubiera imaginado que una bodega tan grande -que produce vinos tan “masivos”- pudiera dedicar tanto esfuerzo a la sostenibilidad ambiental y social. Agradezco la posibilidad de este viaje, para “romper” con esa pre-noción tan negativa.

EL VIAJE

PREVIA:

Por horarios de vuelos, llegué a Mendoza la noche anterior -el resto del grupo llegaría a la mañana siguiente-. Fui recibido por Soledad Mayorga y Coti (de marketing de la bodega), además de Pablo Ponce Tiviroli (comunicación externa). Compartimos una cena muy relajada en el mismo hotel, hablando sobre la intensa agenda de actividades que nos esperaban los próximos dos días.

Aprovechamos esta comida para probar las nuevas cosechas de los vinos de la línea Alambrado (Sauvignon Blanc, Malbec y Espumante), así como los nuevos aceites de oliva varietales.



La cena terminó antes de medianoche, pues el cansancio acumulado del viaje -y la expectativa por lo que vendría- nos mandó a dormir razonablemente temprano.

PRIMER DÍA:

Luego de desayunar, nos unimos al grupo que acababa de llegar desde Buenos Aires y fuimos directo hacia la finca Santa Rosa, distante unos 40 km de la ciudad de Mendoza. La misma está ubicada en el departamento de Maipú, a 650 m.s.n.m. y tiene una superficie de 180 hectáreas.

Esta finca es el “bastión principal” de la empresa, pues allí se concentra una buena parte de la actividad productiva (que incluye viñedos, olivares, la bodega principal, la almazara para el aceite de oliva, la pequeña destiladora, una huerta orgánica, la planta de compostaje, el área de lombricultura y la planta de tratamiento de efluentes). También están ubicadas allí las dependencias administrativas de la empresa, así como la notable infraestructura dedicada a la hospitalidad y enoturismo (Centro de Visitas, Bar “Malamado”, Restaurante “Casa del Visitante” y Restaurante “Pan y Oliva”). 



                      ----------------------------------------------------------------------------

Nota de actualidad:

La Bodega Santa Julia recibe cerca de 30.000 turistas al año, siendo una de las más importantes del país en esta actividad. Mientras terminaba de escribir esta nota, me entero que la otra bodega de la familia (Zuccardi Valle de Uco) acaba de recibir el Primer Premio en el Concurso “Best Word´s Vineyards 2019”, reconociéndola como una de las bodegas con mejor experiencia enoturística del planeta. 

José Zuccardi recibiendo el premio a la mejor bodega enoturística
                                   ----------------------------------------------------------------

Seguimos con el viaje...

Al llegar a la finca tuvimos un desayuno rápido -para “despertar” a quienes recién llegaban- y comenzamos con la recorrida de viñedos. La propuesta para ese día era aprender sobre Agricultura Orgánica, tomando como base las experiencias que realiza la bodega. En esta actividad fuimos acompañados por el Ing. Agrónomo Edgardo Consoli, Gerente Agrícola del proyecto.

Ingeniero Agrónomo Edgardo Consoli, Gerente de Agricultura
La mañana fría y soleada transcurrió entre hileras de viñedos, hablando sobre los valores de la producción orgánica/sustentable. Me gustó mucho el enfoque humano -apoyado en la viticultura tradicional mendocina- y de neta base científica que se le dio al tema.

Una mañana fría pero de cielo diáfano y soleado, de esas que solo regala Mendoza
Tuvimos explicaciones detalladas sobre labores culturales, cubierta vegetal invernal, lucha pasiva contra heladas, fertilización natural de suelos (con compost y lombrices californianas), fungicidas minerales y tratamiento biológico de plagas. Fue realmente “un lujo” tener a un técnico de tanta experiencia como el Ing. Consoli acompañándonos en este itinerario, oportunidad que aprovechamos al máximo para nutrirnos de conocimientos sobre la temática orgánica.   

Cubierta vegetal invernal
Control biológico de plagas. Feromonas de confusión sexual

Viñedos de más de 30 años
Parral Zuccardi
La charla nos llevó hasta la imponente zona de compostaje, donde la bodega produce más de 6000 toneladas anuales de abono orgánico (reciclando ahí los sólidos remanentes de la vinificación -hollejos y semillas-, el “alperujo” -molienda de aceitunas descartada luego de la producción del aceite de oliva-, los restos de jardinería y todos los residuos vegetales de sus restaurantes, además de guano de vaca externo). La bodega considera imprescindible el uso de compost en viñedos y olivares, para devolverle al suelo la fertilidad que va perdiendo con el paso de los años (recordar que esa finca se explota desde hace más de 40 años). Allí se nos sumó por un rato Horacio Laborde, responsable de la producción de compost, la lombricultura y el cuidado de los jardines; un “personaje” muy querido en la bodega y un verdadero apasionado de la producción sustentable, que nos transmitió generosamente sus experiencias empíricas y técnicas en la materia.

Horacio Laborde
Implemento para remover y airear el compost
El compost debe mantenerse siempre húmedo
Compost ya listo para agregarse al suelo 
Lombrices californianas
La recorrida de la mañana terminó en la planta de tratamiento de efluentes líquidos, donde se procesa el 100% del agua remanente del proceso de vinificación, re-utilizándola luego para el riego de viñedos y jardines. De esta manera, se minimiza la descarga de efluentes residuales y se recupera una considerable cantidad de agua dulce -un bien cada vez más escaso en Mendoza y en el mundo-, permitiéndole a la bodega tener una importante reserva hídrica para los períodos más secos del año.  

Pasada la una de la tarde nos fuimos al Restaurante “Pan y Oliva”, donde disfrutamos de un sabroso almuerzo “de pasos”, maridados con vinos de la línea Santa Julia Reserva. El menú incluyó gran cantidad de vegetales de estación, todos cosechados en la huerta propia. Me quedó el grato recuerdo de unas frescas crepes de rúcula y queso de cabra, así como de una lasagna de carne y verduras realmente exquisita.











La oportunidad se prestó también para degustar la cosecha 2019 del aceite Zuelo Novello, que recién acababa de ser fraccionada y presentaba su nuevo packaging en botella serigrafiada. Zuelo Novello es el primer aceite de oliva del año, que se embotella sin filtrar. Al probarlo ofrece vibrantes sabores herbales, estimulante picor y agradable amargor final.

Zuelo Novello 2019, primer aceite del año... Exquisito !!
La sobremesa se coronó con café y una copa de Animado (un delicado y fragante brandy de uvas torrontés sin añejamiento, que elabora la misma bodega aprovechando su moderno alambique y la disponibilidad de orujos frescos). Nos hubiera gustado seguir un rato más de charla distendida, pero todavía nos faltaban varias actividades por la tarde.

Animado, Fuego de Torrontés (notable brandy joven)
En breve la segunda parte, donde les cuento el resto de las actividades… 

CONTINUARÁ !!

jueves, 4 de julio de 2019

LA FRASE QUE HOY VINO (LXXI)

Una frase que me encantó, extraída de la entrevista que le realizara en 2007 el Diario La Nación a Don Raúl de la Mota, uno de los enólogos más respetados de la vitivinicultura nacional.

"El vino nació como un gran amigo del hombre; el bebedor solitario no es bueno. Porque el vino es amistad: una botella de vino une a dos personas. El vino es para la reunión, el festejo, para comer bien. El vino solo no: el bebedor solitario es muchas veces un hombre que está echando a perder el vino con su tristeza."

Raúl de la Mota: Enólogo argentino (1918-2009)

sábado, 29 de junio de 2019

ALFREDO ROCA FINCAS SAUVIGNON BLANC 2019

Exquisito Sauvignon Blanc de San Rafael ! Sutil y balanceado, sin verdores excesivos ni acidez pungente. Tiene nariz de frutas blancas y cítricos; boca ligera y armónica, de paso refrescante y fluido, con grato final ($360). Excelente RPC !



sábado, 25 de mayo de 2019

LA GLERA Y LA AUSTERIDAD DE LOS INMIGRANTES ITALIANOS

Hay en los inmigrantes italianos llegados al país en los albores del siglo XX una cierta austeridad genética, seguramente asociada a las penurias vividas en su tierra natal.

Esta idea pasaba por mi cabeza al probar este nuevo producto de Alfredo RocaSe trata de un blanco joven de la variedad "Glera" (antes llamada "Prosecco", por el nombre del famoso espumoso que con ella se hacía).

Lo pensaba mientras degustaba este vino, que en una primera impresión parecía mezquino, como suelen parecer las abuelas tanas cuando te hacen regalos.

Sin embargo, con unos minutos en copa comenzaron a aflorar sutiles aromas de cítricos, manzanas verdes e hierbas silvestres. El paso de boca se mostró sobrio, con cuerpo y untuosidad medias, sabor frutal nítido, para terminar sorprendiéndome con una acidez intensa pero perfectamente calibrada que sostenía un prolongado y grato final de boca.

Y ahí caes en la cuenta que tu "nonna" no es tacaña; está guardando todo para vos, para tu futuro, para que estés mejor que lo que ella estuvo. Y entendí que esto vino es igual que ella, que parece no querer brindarte nada y al final te da todo.

No sé si todos quienes prueben este vino sentirán lo mismo, pero les recomiendo buscarlo por qué es una rareza que vale la pena !! 

Muchas Gracias a Graciela Roca y Dolores Astrada por compartirlo conmigo !!

jueves, 2 de mayo de 2019

ANSIOSO YO ?? NOOOO...

Hoy abrí este vino que me obsequiaron los dueños de la Bodega Viñas del Perchel hace un par de semanas, cuando anduve haciendo enoturismo por la Quebrada de Humahuaca.

No pude contenerme y quise probarlo, aunque tenía claro que era un producto que recién saldría a la venta en junio/julio de este año. Siendo que era 100% Tannat, jujeño y por los otros vinos que ya había probado del proyecto; esperaba un vino muy potente y rústico.

Enorme fue mi sorpresa al encontrar un tinto ya accesible para ser bebido, con potencia alta pero con alcohol y taninos bien balanceados. La notas de la crianza en madera aún se percibían, por lo que estoy seguro que unos meses más de estiba en botella lo integrarán y complejizarán aún más. 

Aún no tiene etiqueta ni precio definidos, pero será el producto ícono del emprendimiento. 

¡Si les gusta investigar en las nuevas zonas vitivinícolas del país, apúntense está botella! 


domingo, 28 de abril de 2019

A LOS GUSTOS ME LOS DOY EN VIDA !!

Varúa es la línea de vinos ícono de la bodega mendocina Finca La Anita (Agrelo - Lujan de Cuyo). Sólo se vinifica en ocasiones excepcionales, cuando los enólogos consideran que fue una añada histórica. 

Solamente hubo cinco de estas maravillas en los 27 años de historia del proyecto. Primero fue un Merlot cosecha 2007 (agotado), luego un Malbec cosecha 2008 (agotado), se repitió el Merlot en esta cosecha 2011 (agotado), después hubo un Cabernet Sauvignon cosecha 2013 (agotado en bodega, todavía disponible en el mercado) y finalmente un Syrah cosecha 2015 (que en breve se pondrá a la venta).

Varúa significa "alma, espíritu y ensueño" en la lengua tradicional de la Polinesia.

¡Un tinto realmente imponente y complejo, que es "clasisismo enológico" puro! Maduro, potente pero bien fluido, con sabores de frutas pasas, especias picantes y dejos terrosos; tiene acidez perfectamente calibrada, taninos todavía firmes -aunque nada rugosos- y larguísimo final de boca. ¡VI-NA-ZO!

Ya no hay precio sugerido para este vino. Pero el nuevo Varúa Syrah rondará los $2500.